Idiomas
Selecciona el idioma del sitio:

English Spanish

Patrocinados

Menú principal
· Home
· Análisis
· Archivo
· Descargas
· Encuestas
· FAQ
· Foros
· Juegos en línea
· Lista de prisioneros
· Manuales y revistas
· Mapa del sitio buscadores
· Mapa del sitio público
· Mensajes privados
· Tags
· Trivial
· Tu cuenta
· Videojuegos en Ebay
· Webs interesantes

Prisioneros en línea
Bienvenid@, anónimo

Registro
¿Perdiste la contraseña?

Nombre de usuario:
Contraseña:
 
Usuarios
Usuarios en total: 10717
Nuevos hoy: 1
Nuevos ayer: 0
Último usuario: Scratchingj

Más usuarios en línea
Usuarios: 2
Anónimos: 3193
Total: 3195

Usuarios en línea
Total en línea: 26
Anónimos en línea: 26
Usuarios en línea: 0


Juego al azar


Tags

Contador de visitas

Los 10 países que más nos visitan

1150607
1071216
969976
497913
455699
179383
137724
80942
80053
75621


Hoy visitas
Total visitas

La Mazmorra Abandon - La mejor selección de abandonware de terror y misterio de la red :: Ver tema - Los videojuegos olímpicos de Barcelona 92
 ·  Grupos de Usuarios  ·  Miembros  ·  Perfil  ·  Buscar  ·  Entre para ver sus mensajes privados
FAQ  ·  Entrar


Los videojuegos olímpicos de Barcelona 92
 
Publicar nuevo tema   Responder al tema       Foros de discusión -> Abandonware | Abandonware
Ver tema anterior :: Ver tema siguiente  
Autor Mensaje
guardian
Administrador
Administrador



Registrado: Oct 28, 2005
Mensajes: 8450

MensajePublicado: Mar Mar 15, 2016 11:33 pm Asunto: Los videojuegos olímpicos de Barcelona 92 Responder citando

Poder disfrutar de los recuerdos de la vida es vivir dos veces, sostenía el poeta latino Marco Valerio Marcial hace nada más y nada menos que veinte siglos. Una expresión que, lejos de resultar anacrónica en los tiempos que corren, hacemos nuestra cada cuatro años cuando retrotraemos la vista para rememorar una fecha muy concreta. 25 de julio de 1992, día en el que Antonio Rebollo, por entonces atleta paralímpico, disparaba con pulso de acero la flecha que encendía el pebetero del estadio de Montjuic y avivaba las ilusiones de millones de españoles. Atrás quedaban los intentos frustrados de 1924, 1936 y 1940 cuando Barcelona presentó su candidatura sin fortuna. Y es que a partir de ese momento y a lo largo de quince días, todas las miradas del mundo focalizaron su atención en la Ciudad Condal ajenas a lo demás.

Pequeños y mayores se disponían a presenciar uno de los principales acontecimientos que ha vivido nuestro país a lo largo de su historia, pero no serían los únicos. Varias compañías de videojuegos quisieron también tomar parte activa con motivo de un evento de esta magnitud e hincar el diente a tan suculento pastel. Así, 1992 pasaría a ser el año olímpico que registró un mayor número de títulos basados en pruebas atléticas hasta esa fecha, ya se tratase o no de licencias oficiales.



Ésta correspondió en exclusiva a U.S. Gold y SEGA, que presentaron su "Olympic Gold: Barcelona '92" para las consolas Game Gear, Master System y Mega Drive. No sólo eso, ya que nos encontramos ante el primer juego en contar con la licencia oficial del Comité Olímpico Internacional.

"Olympic Gold: Barcelona '92" no se distinguía de otros títulos de índole olímpica en lo que a manejo se refiere, haciendo del ya clásico machaqueo de botones su método de control. No obstante, su principal innovación vendría dada por la posibilidad de disputar un total de siete pruebas de lo más dispares, tanto dentro como fuera de la pista. De esta forma, el usuario podía demostrar su velocidad en los 100 metros lisos, los 110 metros vallas y la natación; emplear su fuerza en el lanzamiento de martillo y hacer valer su destreza y habilidad en el salto con pértiga, el tiro con arco y el salto de trampolín.



Además, "Olympic Gold: Barcelona '92" permitía al jugador competir bajo la bandera de siete países diferentes, además de la olímpica, con sus correspondientes himnos. Y todo ello en un entorno gráfico bastante resultón que podía observarse desde los emplazamientos escogidos para las distintas pruebas hasta las ceremonias de apertura y clausura que también incluía.

Como anécdota curiosa cabe destacar que SEGA, en su papel de proveedora oficial, puso a disposición de los atletas en sus respectivas habitaciones de la Villa Olímpica una consola Mega Drive y cinco juegos. Todo un detalle para que aquellos pudiesen distraer su mente y aliviar tensiones entre una competición y otra.

Pero, como suele ser habitual en estos casos, fueron los usuarios de ordenador los que pudieron disfrutar de una mayor variedad de títulos, aunque estos no contasen con licencia oficial. Un claro ejemplo lo constituía "The Games: Summer Challenge", secuela del igualmente conocido "The Games: Winter Challenge" que viese la luz justo un año antes. Una propuesta que, pese a la fiebre de las consolas, gozó de una mayor aceptación en PC que en Mega Drive.



Su concepto tampoco distaba de lo ya visto hasta entonces, aunque en esta ocasión el abanico de naciones a escoger se ampliaba a dieciséis. Ello unido a la posibilidad de cambiar las facciones de nuestro atleta, algo realmente original para aquella época. En cuanto a las pruebas, "The Games: Summer Challenge" incorporaba alguna que otra novedad como la hípica, el ciclismo en pista y el piragüismo que se unían a otras más tradicionales como los 400 metros vallas, lanzamiento de jabalina, salto de altura, tiro con arco y salto con pértiga.

Una compañía clásica como Ocean tampoco quiso perderse una cita tan importante como ésta y apostó por "España: The Games '92". El juego fue distribuido para Amiga, Atari ST y PC, fracasando estrepitosamente en las tres plataformas. Ni siquiera el hecho de incluir más de una treintena de países participantes y disciplinas (entre las que se encontraban la esgrima, el boxeo o el judo) fue motivo suficiente para ganarse el favor del público. Al menos, las deficiencias técnicas eran compensadas con una curiosa base de datos sobre la historia de los Juegos Olímpicos y una serie de mapas de Barcelona y la ubicación de sus instalaciones deportivas.



Más llamativo resultó ser "International Sports Challenge" de Empire, un título que se distinguía por sus opciones multijugador (hasta cuatro usuarios podían enfrentarse en un mismo equipo) y la presentación de seis deportes diferentes divididos en 21 eventos. De este modo, se permitía a los más puristas afinar su puntería en las diversas pruebas de tiro deportivo o exhibir su estilo en las de salto de trampolín, entre otras muchas.



Sin embargo, este juego no estuvo exento de polémica debido al desarrollo de una de las competiciones. Ésta no era otra que la maratón, una de las pruebas por excelencia de los Juegos Olímpicos a lo largo de su historia. Y es que, aunque parezca mentira, el recorrido de algo más de 42 kilómetros debía completarse en tiempo real para hastío de sus pacientes y estoicos jugadores. Más de dos horas en las que, manteniendo en todo momento la concentración, el usuario tenía que controlar multitud de aspectos como la moral, la fatiga, el ritmo, la velocidad o el esfuerzo. Y, por si fuera poco, gestionar la ingesta de agua o glucosa en función del cansancio y las condiciones climatológicas.

No podía faltar en un acontecimiento de esta envergadura la imagen de Carl Lewis, uno de los mayores iconos deportivos de todos los tiempos. Al menos, así lo entendieron Teque London y Psygnosis, compañías encargadas de desarrollar y lanzar al mercado "The Carl Lewis Challenge". No obstante, no había que dejarse llevar por tan sugerente título porque lo que en realidad escondía este lanzamiento era una deficiente producción que en absoluto hacía honor a la figura del denominado "Hijo del Viento". Buena parte de culpa la tenían un sistema de manejo bastante mejorable y un concepto de juego que no ofrecía nada nuevo, pese a que sí mostrase nombres de atletas reales.



Y, entre tanta empresa extranjera, dos fueron las compañías españolas que se abrieron paso como buenamente pudieron con la intención de dejar bien alto el pabellón patrio. La edad de oro del software español pegaba sus últimos coletazos tras casi una década de éxitos, pero ello no fue obstáculo para que Topo y Opera se hicieran notar con dos producciones que no pasaron inadvertidas.

La primera de ellas, un recopilatorio llamado "Colección de Juegos 92" que incluía "Olimpiadas 92: Atletismo" y "Olimpiadas 92: Gimnasia Deportiva". Dos títulos de similar factura que se distinguían por el uso del ratón como principal novedad y el empleo de las técnicas infográficas más vanguardistas de aquel momento.



En cuanto a "Olimpiadas 92: Atletismo", las pruebas se reducían 100 metros lisos, 110 metros vallas, salto de longitud, triple salto, salto de altura y salto con pértiga. Un abanico no muy amplio que se vería complementado por otras ocho disciplinas en el caso de "Olimpiadas 92: Gimnasia Deportiva", a saber: potro masculino y femenino, asimétricas, anillas, barra fija, barra de equilibrios, paralelas y suelo.

Justo lo contrario a lo que hizo Opera, que prefirió apostar por una idea más tradicional que, pese a resultar entretenida, pecaba de simple. "Olympic Games 92" presentaba un total de ocho disciplinas que se repartían en pruebas de velocidad (100 metros lisos y 110 metros vallas), saltos (salto de longitud, salto de altura y triple salto) y lanzamientos (jabalina, peso y disco). Eso sí, en esta ocasión se dejaba de lado el clásico método de control basado en machacar continuamente las teclas sustituyéndolo por una carga de precisión que no caló entre el público.



Aunque si por algo se recuerda el juego "Olympic Games 92" es por la posibilidad que ofrecía al usuario de saltarse los códigos éticos y el espíritu olímpico a base de sustancias dopantes. Efectivamente, se dejaba total libertad al jugador para que fuera éste el que decidiera si quería alcanzar el triunfo gracias a su esfuerzo y sacrificio o, por el contrario, mediante atajos basados en métodos prohibidos. Una opción bastante controvertida con la que el usuario obtenía mejores marcas a riesgo de ser descalificado al someterse al pertinente control antidopaje.

Aquellos Juegos Olímpicos nos dejaron recuerdos imborrables, aparte de un gran legado arquitectónico. Desde el emotivo encendido de la antocha a la inolvidable imagen de Freddie Mercury y Montserrat Caballé, pasando por la mascota Cobi, el mítico "Dream Team" o las 22 medallas cosechadas por la delegación española, cifra récord hasta el día de hoy. Pero también una serie de videojuegos que, más allá de sus virtudes y defectos, permitieron a multitud de jugadores emular las gestas deportivas de los Fermín Cacho, Daniel Plaza, Martín López-Zubero y compañía en busca de la gloria olímpica.


Guardian_Misterioso
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Enviar email Visitar sitio web del autor
Cm_blast
Cautivo
Cautivo



Registrado: Nov 25, 2010
Mensajes: 99

MensajePublicado: Mie Mar 16, 2016 10:43 pm Asunto Responder citando

Creo que sólo jugué al último, y el hecho de que pudiera doparse es algo que recuerdo muy claramente, aunque el juego en si no fuera una maravilla.

Me acuerdo mucho de jugar a 4 jugadores, que cómo ponía las mismas teclas para los 4 participantes las pruebas en dónde jugabas con 2 jugadores simultáneamente ahí o la pasaba con los dos o fracasaba con los dos.

Recuerdo ponerle nombres a cada participante (no recuerdo que nombres, pero nombres chorras seguro) y luego comprobar con quien había hecho más medallas y quien no. A veces no dopaba a ninguno y otras veces a todos (o a alguno sólo).

Era gracioso ver que con alguno tenía 4 medallas de bronce cuando el resto ya iban por 7 u 8 de oro y plata, y al que pillaban por dopaje era al que no ganaba xD.
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Ar4mir
Celador
Celador



Registrado: Jan 01, 2010
Mensajes: 141

MensajePublicado: Mar Mar 29, 2016 9:34 pm Asunto Responder citando

Uno de mis géneros favoritos; el machacateclas.

Fue mi tio el que me metió en vena el gusanillo por este tipo de juegos. De lo primero que juegué fue a Daley Thompson's Decathlon, el cual conocíamos como "Olimpiadas" gracias a una cinta de Load 'N' Run. También a Hyper Sports ambos para Spectrum.

De ahí pegué el salto a Olimpic Gold para Game Gear (jesús qué vicios y qué piques) que nos teníamos que sujetar la consola unos a otros para que no saliera volando XD
Creo que aún guardo mis records apuntados en un papel.

Después Summer Challenge para PC. Es un gran título No sabía que fuera la segunda entrega de Challenge, que por cierto lo hay también para Mega Drive, pues conocí el Winter después de este que por, cierto no me enganchó.

Y que yo recuerde... ahí se quedó la cosa con este genero.
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Mostrar mensajes de anteriores:
Publicar nuevo tema  Responder al tema    Foros de discusión ->  Abandonware | Abandonware Todas las horas son GMT + 1 Hora
Página 1 de 1

 
Cambiar a:  
Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro




Powered By: phpBB © 2001 - 2008 phpBB Group

WoW_Horde Theme By: Realm Designz
Copyright © RealmDesignz.com 2008 All Rights Reserved
Forums ©
El administrador de la presente página no se hace responsable de las opiniones vertidas por sus usuarios, siendo cada uno de ellos responsable único y directo de las consecuencias que se puedan derivar de sus acciones y/o manifestaciones.

El material que en esta página se encuentra no vulnera en ningún momento la legislación ni los derechos de las compañías propietarias de los juegos y/o utilidades que aquí se albergan. Asimismo, la web cumple con la normativa reguladora de la IDSA/ESA.

Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos sin el consentimiento expreso de sus autores.

Valid HTML 4.01! Valid CSS!

Games Blogs
Games blog

PHP-Nuke Copyright © 2005 by Francisco Burzi. This is free software, and you may redistribute it under the GPL. PHP-Nuke comes with absolutely no warranty, for details, see the license.


WoW Horde Theme
Copyright © 2008-2009 PHPNuke Theme All Rights Reserved.

WarCraft Renders/Images
Copyright © 2008 of Blizzard Entertainment Co.