Idiomas
Selecciona el idioma del sitio:

English Spanish

Patrocinados

Menú principal
· Home
· Análisis
· Archivo
· Descargas
· Encuestas
· FAQ
· Foros
· Juegos en línea
· Lista de prisioneros
· Manuales y revistas
· Mapa del sitio buscadores
· Mapa del sitio público
· Mensajes privados
· Tags
· Trivial
· Tu cuenta
· Videojuegos en Ebay
· Webs interesantes

Prisioneros en línea
Bienvenid@, anónimo

Registro
¿Perdiste la contraseña?

Nombre de usuario:
Contraseña:
 
Usuarios
Usuarios en total: 10758
Nuevos hoy: 0
Nuevos ayer: 1
Último usuario: benjaminmoyano

Más usuarios en línea
Usuarios: 2
Anónimos: 3193
Total: 3195

Usuarios en línea
Total en línea: 50
Anónimos en línea: 49
Usuarios en línea: 1


Juego al azar


Tags

Contador de visitas

Los 10 países que más nos visitan

1173042
1071769
970337
498963
455798
179641
137853
82672
82039
77062


Hoy visitas
Total visitas

La Mazmorra Abandon - La mejor selección de abandonware de terror y misterio de la red :: Ver tema - Cuentos infantiles
 ·  Grupos de Usuarios  ·  Miembros  ·  Perfil  ·  Buscar  ·  Entre para ver sus mensajes privados
FAQ  ·  Entrar


Cuentos infantiles
 
Publicar nuevo tema   Responder al tema       Foros de discusión -> Libros, cine y pintura | Books, movies and painting
Ver tema anterior :: Ver tema siguiente  
Autor Mensaje
Milady
Torturador
Torturador



Registrado: Aug 29, 2011
Mensajes: 365

MensajePublicado: Jue Mar 15, 2012 12:46 pm Asunto: Cuentos infantiles Responder citando

¿ Y qué pinta un hilo sobre cuentos infantiles en este oscuro rincón de terror y tortura?

Qué lindos momentos cuándo éramos pequeños y nos contaban cuentos de finales felices y donde se comían perdices. Siempre triunfando el amor, la justicia, la bondad... ¿ verdad?. Seguro que si hubiéramos vivido unos siglos antes, los momentos en los que los mayores nos contaban un cuento no serían recordados con tanto cariño.

Los cuentos para niños no siempre han sido tan dulces y felices como los que hemos escuchado nosotros. Cuentos como La Cenicienta, Blancanieves, La Bella Durmiente... en sus versiones originales, serían clasificados "para mayores de 18" en nuestros días( sexo, violencia, canibalismo, tortura...) .

Más adelante, estos cuentos de tradición oral, fueron reescritos y suavizados para adaptarse a una sociedad cada vez más sensible, por autores como Andersen, Perrault o los hermanos Grimm ( aunque estos autores también tienen algún que otro cuento que se las trae... y si no leed "El Enebro" de los hermanos Grimm, donde un niño es decapitado por su madrastra y luego se lo sirve estofado a su padre que se lo come sin saber que se trata de su hijo).
Aquí os dejo algunos ejemplos y versiones ( algunos cuentos tienen más de una, ya que cada lugar los adaptaba a su propia cultura):

La Cenicienta: De este cuento ( atribuído a Perrault) se cree que existen más de 450 versiones, datando las más antiguas de la época del Antiguo Egipto.
Según una versión, la "adorable" Cenicienta, asesina a su primera madrastra para que su padre se case con el ama de llaves. Con lo que Cenicienta no contaba es que su nueva madrastra se traería para casa a sus 6 hijas... con el trabajo extra que eso conllevaba. Te salió el tiro por la culata, cariño.
También hay una versión que dice que cuando el príncipe viene a casa de Cenicienta a probar el zapato de cristal a las hermanastras, éstas se cortan los dedos de los pies y los talones para que entre el zapato. Pero el engaño es descubierto ( la sangre se nota mucho, ya sabéis... y más en un zapato de cristal) y son castigadas haciendo que un cuervo les arranque los ojos.

La Bella Durmiente: En la versión original de este cuento, la bella durmiente no es despertada por un beso del príncipe. Cuando el Rey ( en la versión original tenía más categoría, ya véis) llega y la encuentra dormida, abusa de ella y se marcha. Ella queda embarazada de gemelos, que cuando nacen consiguen llegar reptando hasta el pecho de su madre y empiezan a mamar, lo que hace que ella despierte.
El Rey vuelve y la encuentra despierta y con sus hijos, así que decide llevarla a palacio... con su mujer. La mujer, celosa, ordena matarla a ella y a sus hijos, ordenando al mayordomo que se los cocine para comérselos. Pero el Rey no lo permite y es a ella a la que manda matar. Al final, la bella durmiente se casa con el hombre que la violó. Vaya joyita se llevó la muchacha.

Blancanieves: Normalmente, no se cuenta el final completo de este cuento. El príncipe se casa con Blancanieves, y le hace un regalo de bodas muy especial: lleva a la madrastra al baile nupcial y la obliga a bailar con unos zapatos de hierro al rojo vivo hasta que cae muerta. ( Torturadores del sitio, podéis coger ideas)

La Sirenita: En el cuento original, la protagonista sólo puede salir a tierra para estar con el apuesto príncipe si bebe una poción que la hace sentir un dolor tan insoportable como si caminara sobre cuchillos todo el tiempo. Pero el príncipe en realidad está enamorado de otra y se acaba casando con ella. La bruja del mar le da un cuchillo y le dice a la sirenita que si quiere recuperar su vida, debe matar al príncipe y si no se transformará en espuma de mar. Ella va al camarote donde el príncipe descansa con su mujer en su noche de bodas, pero no es capaz de matarlo, y ella muere convertida en espuma.

Caperucita Roja: Igualmente, de este cuento existen numerosas versiones. En alguna de ellas, el lobo hace beber a Caperucita la sangre de su abuela, a la que previamente había matado ( Caperucita black metal, oye). En otras, insiste en invitarla a que se meta en la cama con él. Se cree que esta versión iba dedicada a las jovencitas, para que "tuvieran cuidado" con los hombres lobos. En la mayoría de las versiones, Caperucita acaba siendo devorada al igual que su abuelita, aunque en algunas consigue escapar con astucia.

La bella y la bestia: Al final de la versión original de este cuento, las hermanas de Bella ( que no se ofrecieron para salvar a su padre de la Bestia, dejando a su hermana marchar sin reparo), son transformadas en estatuas, pero sin perder la consciencia, para que sean testigos de la felicidad de su hermana. Desde luego, eso tiene que joder un rato...

Luego llegó Walt Disney y terminó de edulcorar dichas historias para procurarnos infancias más felices. Aunque eso sí, lo de la madre de Bambi no se lo perdono...
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Sialmar
Prisionero
Prisionero



Registrado: Feb 12, 2012
Mensajes: 41

MensajePublicado: Jue Mar 15, 2012 3:31 pm Asunto Responder citando

Chica, afortunadamente no me contaron estas versiones de pequeña...

Yo recuerdo que mi abuela me contaba Pulgarcito. Una y otra vez XD
Y tenía discos de vinilo (sí, y quizá aún tenga alguno por ahí olvidado) de los pequeños, si mal no recuerdo llamados SP, de varios cuentos. Alguno de los que nombras (versión dulce, gracias), y otros como El Gato con Botas, El Gallo Kiriko, Las Judías Mágicas...

Pero está bien esto de saber que no siempre se tuvo tanto miramiento y tanta tontería como hoy día...
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
guardian
Administrador
Administrador



Registrado: Oct 28, 2005
Mensajes: 8450

MensajePublicado: Jue Mar 15, 2012 5:50 pm Asunto Responder citando

No sabía que hubiesen existido tantas versiones de los cuentos clásicos, Milady. ¡Está muy interesante! Very Happy

Ya buscaré más información sobre otros en internet, ya que me has despertado la curiosidad Twisted Evil
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Enviar email Visitar sitio web del autor
Milady
Torturador
Torturador



Registrado: Aug 29, 2011
Mensajes: 365

MensajePublicado: Jue Mar 15, 2012 6:14 pm Asunto Responder citando

Sialmar escribió:

Pero está bien esto de saber que no siempre se tuvo tanto miramiento y tanta tontería como hoy día...


Vamos a tener que acabar contando los cuentos como James Finn Garner. Éste pertenece a su libro " Cuentos infantiles políticamente correctos"


CAPERUCITA ROJA


Erase una vez una persona de corta edad llamada Caperucita Roja que vivía con su madre en la linde de un bosque. Un día, su madre le pidió que llevase una cesta con fruta fresca y agua mineral a casa de su abuela, pero no porque lo considerara una labor propia de mujeres, atención, sino porque ello representa un acto generoso que contribuía a afianzar la sensación de comunidad. Además,su abuela no estaba enferma; antes bien, gozaba de completa salud física y mental y era perfectamente capaz de cuidar de sí misma como persona adulta y madura que era.
Así,Caperucita Roja cogió su cesta y emprendió el camino a través del bosque.Muchas personas creían que el bosque era un lugar siniestro y peligroso, por lo que jamás se aventuraban en él. Caperucita Roja, por el contrario, poseía la suficiente confianza en su incipiente sexualidad como para evitar verse intimidada por una imaginería tan obviamente freudiana.
De camino a casa de su abuela, Caperucita Roja se vio abordada por un lobo que le preguntó qué llevaba en la cesta.
-Un saludable tentempié para mi abuela quien, sin duda alguna, es perfectamentecapaz de cuidar de sí misma como persona adulta y madura que es -respondió.
-No sé si sabes, querida -dijo el lobo-, que es peligroso para una niña pequeña recorrer sola estos bosques.
RespondióCaperucita:
-Encuentro esa observación sexista y en extremo insultante, pero haré caso omiso de ella debido a tu tradicional condición de proscrito social y a la perspectiva existencial -en tu caso propia y globalmente válida- que la angustia que tal condición te produce te ha llevado a desarrollar. Y ahora, si me perdonas, debo continuar mi camino.
Caperucita Roja enfiló nuevamente el sendero. Pero el lobo, liberado por su condición de segregado social de esa esclava dependencia del pensamiento lineal tan propia de Occidente, conocía una ruta más rápida para llegar a casa de la abuela. Tras irrumpir bruscamente en ella, devoró a la anciana, adoptando con ello una línea de conducta completamente válida para cualquier carnívoro. A continuación,inmune a las rígidas nociones tradicionales de lo masculino y lo femenino, se puso el camisón de la abuela y se acurrucó en el lecho.
Caperucita Roja entró en la cabaña y dijo:
-Abuela, te he traído algunas chucherías bajas en calorías y en sodio en reconocimiento a tu papel de sabia y generosa matriarca.
-Acércate más, criatura, para que pueda verte -dijo suavemente el lobo desde el lecho.
-¡Oh! -repuso Caperucita-. Había olvidado que visualmente eres tan limitada como un topo. Pero, abuela, ¡qué ojos tan grandes tienes!
-Han visto mucho y han perdonado mucho, querida.
-Y, abuela, ¡qué nariz tan grande tienes!... relativamente hablando, claro está,y a su modo indudablemente atractiva.
-Ha olido mucho y ha perdonado mucho, querida.
-Y... ¡abuela, qué dientes tan grandes tienes!
Respondió el lobo:
-Soy feliz de ser quien soy y lo que soy -y, saltando de la cama, aferró a Caperucita Roja con sus garras, dispuesto a devorarla.
Caperucita gritó; no como resultado de la aparente tendencia del lobo hacia el travestismo, sino por la deliberada invasión que había realizado de su espacio personal.
Sus gritos llegaron a oídos de un operario de la industria maderera (o técnicos en combustibles vegetales, como él mismo prefería considerarse) que pasaba por allí. Al entrar en la cabaña, advirtió el revuelo y trató de intervenir. Pero apenas había alzado su hacha cuando tanto el lobo como Caperucita Roja se detuvieron simultáneamente.
-¿Puede saberse con exactitud qué cree usted que está haciendo? -inquirió Caperucita.
El operario maderero parpadeó e intentó responder, pero las palabras no acudían a sus labios.
-¡Se cree acaso que puede irrumpir aquí como un Neandertalense cualquiera y delegar su capacidad de reflexión en el arma que lleva consigo! -prosiguió Caperucita-. ¡Sexista! ¡Racista! ¿Cómo se atreve a dar por hecho que las mujeres y los lobos no son capaces de resolver sus propias diferencias sin la ayuda de un hombre?
Al oír el apasionado discurso de Caperucita, la abuela saltó de la panza del lobo,arrebató el hacha al operario maderero y le cortó la cabeza. Concluida la odisea, Caperucita, la abuela y el lobo creyeron experimentar cierta afinidad en sus objetivos, decidieron instaurar una forma alternativa de comunidad basada en la cooperación y el respeto mutuos y, juntos, vivieron felices en los bosques para siempre.
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Sialmar
Prisionero
Prisionero



Registrado: Feb 12, 2012
Mensajes: 41

MensajePublicado: Jue Mar 15, 2012 11:06 pm Asunto Responder citando

Shocked Qué horror de cuanto madre del amor hermoso, qué horror...
Volver arriba
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
Mostrar mensajes de anteriores:
Publicar nuevo tema  Responder al tema    Foros de discusión ->  Libros, cine y pintura | Books, movies and painting Todas las horas son GMT + 1 Hora
Página 1 de 1

 
Cambiar a:  
Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro




Powered By: phpBB © 2001 - 2008 phpBB Group

WoW_Horde Theme By: Realm Designz
Copyright © RealmDesignz.com 2008 All Rights Reserved
Forums ©
El administrador de la presente página no se hace responsable de las opiniones vertidas por sus usuarios, siendo cada uno de ellos responsable único y directo de las consecuencias que se puedan derivar de sus acciones y/o manifestaciones.

El material que en esta página se encuentra no vulnera en ningún momento la legislación ni los derechos de las compañías propietarias de los juegos y/o utilidades que aquí se albergan. Asimismo, la web cumple con la normativa reguladora de la IDSA/ESA.

Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos sin el consentimiento expreso de sus autores.

Valid HTML 4.01! Valid CSS!

Games Blogs
Games blog

PHP-Nuke Copyright © 2005 by Francisco Burzi. This is free software, and you may redistribute it under the GPL. PHP-Nuke comes with absolutely no warranty, for details, see the license.


WoW Horde Theme
Copyright © 2008-2009 PHPNuke Theme All Rights Reserved.

WarCraft Renders/Images
Copyright © 2008 of Blizzard Entertainment Co.